La fórmula de la eterna juventud sí existe

0
282
Foto de pixabay.com
Foto de pixabay.com

He logrado hacer algo que hasta la física considera imposible: detener el paso del tiempo. Sí, llevo 7 años cumpliendo 40. Cuando le digo esto a las personas que se quejan de lo avejentadas que se ven o se sienten no lo entienden mucho. Pero, es algo muy sencillo: mi edad cronológica ha avanzado hasta los 47 años, pero mi cuerpo luce de 40. Es como si tuviera la fórmula de la eterna juventud, sólo que no es una pastilla mágica.

Pero antes de que cumpliera los cuarenta no todo era tan feliz como ahora. Mi cuerpo se negaba a mantenerse acorde con mi edad. Cuando tenía 25, me veía de 29; cuando tenía 29 me veía como de 38. El problema, no era que sólo me veía más viejo, sino que también me sentía más viejo. Mis músculos se ponían cada vez más flácidos y mi ánimo descendía en caída libre. Realmente me alarmé cuando descubrí que el proceso de envejecimiento se acelera estrepitosamente luego de los cuarenta.

Entonces, decidí tomar cartas en el asunto y buscar la forma de recobrar el tiempo perdido. Fue así como conocí un sistema de acondicionamiento rejuvenecedor que me permitió no sólo detener el tiempo, sino verme un poco más joven, sin necesidad de matarme haciendo dieta, sufrir horas en el gimnasio o atestarme de vitaminas que emparchan mi estomago.

rejuvenece-tu-cuerpo

Es una forma natural con la conseguí el estado físico que deseo mantener por muchos años. Se llama Protocolo de Ejercicio Focus 4, o simplemente F4X, que me enseñó una serie de hábitos de vida beneficiosos para la preservación de la salud y la tonicidad muscular, sumado a una simple, pero poderosa, rutina de ejercicios que me ayudaron a alcanzar un alto grado de bienestar físico y mental.

Con el protocolo F4X asumí mi proceso de rejuvenecimiento en tres etapas claramente definidas. La primera de ella es la de adelgazamiento, en la que logré perder 20 kilos que me hacían lucir mayor de lo que era. Algunas personas que he conocido y que comparten este sistema se han quedado allí porque les parece suficiente, pero puedes ir mucho más allá si lo deseas.

La segunda etapa es la de modelar. En esta fase es posible cambiar un poco más de grasa por musculo, mediante una ligera modificación de la rutina F4X, nada radical. Así pude lograr el cuerpo exacto que deseaba, atlético pero no al extremo. Finalmente, la tercera etapa, la de musculación, me permite incrementar mi volumen de muscular, pero siempre bajo control.

Te garantizo que sus resultados son permanentes. Únete a los que seremos siempre jóvenes.

Si quieres rejuvenecer tu cuerpo haz clic aquí

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here